viernes, 25 de diciembre de 2009

Cápsulas del Tiempo  

El otro día, gracias a Nekrofílmicos, vi una comedieta de esas para pasar el rato llamada Idiocracy, y que basa su trama en mezclar un experimento militar ultrasecreto de criogenización con la idea (y el hecho) de que la humanidad evoluciona irremediablemente hacia la estupidez más absoluta. No voy a contar más del argumento (está en Nekrofílmicos con trailer y todo) pero sí decir que la visión que dan de la especie humana de aquí a 500 años es de unos seres totalmente idiotizados que con suerte aciertan a sumar cuánto son dos más dos. Esta historia, junto a otra peli que vi no hace mucho (ésa sí que fue un espanto de mala) y esta alucinante noticia aparecida recientemente me han despertado de nuevo el interés por las Time Capsules o Cápsulas del Tiempo y la curiosidad de saber qué quedará de la cultura actual dentro de 500, 1.000 o más años en un mundo en el que la capacidad cognitiva y los intereses de la humanidad seguramente diferirán bastante de los de ahora.

A riesgo de banalizar tan razonable y profunda preocupación me pregunto qué será entonces de ese maravilloso ruido distorsionado, machacante y profundamente visceral llamado rock & roll… ¿se habrá perdido para siempre? ¿transformado en algo imposible de definir? ¿alguien sabrá que una vez existió, por ejemplo, Elvis? éstas son algunas de las preguntas que no me dejan dormir y me despiertan en mitad de la noche entre sudores y gritos de angustia. Tanto desasosiego me lleva a pensar una solución: enterrar en una cápsula del tiempo un disco que sea capaz de reeducar en lo rockero a toda una sociedad olvidada del maravilloso raka-raka original. Un disco con tal capacidad germinal que ponga a bailar el pogo de nuevo a todo un planeta y provoque que todo dios quiera fabricarse una guitarra y berrear en una banda.

Por supuesto escoger ese gran disco es la parte más difícil. Yo desde luego creo que lo tengo claro, aunque prefiero decirlo otro día. En la película The Time Machine de 1960, justo al final, cuando H.G.Wells decide definitivamente ayudar a que los alienados Eloi no sigan siendo devorados por los Morlocks, regresa al futuro no sin llevarse antes tres libros de su biblioteca, imagino que con la idea de que le sirvan de ayuda en su lucha por humanizar a esos Elois tan bobos y reflotar la sociedad adormecida. En la película nunca llegan a decir de qué libros se trata, lo que deja espacio para un sinfín de apasionantes conjeturas y dispara salvajemente la imaginación, partiendo del supuesto de que deben de ser tres libros con gran poder de influencia.


Si hubiera que reeducar a los Eloi pero en lo musical ¿qué tres discos habría que llevarse? difícil elección…

Etiquetas:


0 aprensiones:

Publicar un comentario





This page is powered by Blogger. Isn't yours?
www.hypersmash.com